10 Julio, 2018

¿Es interesante el renting para particulares?

A menudo es corriente preguntarse si resulta interesante el renting para particulares. Lo cierto, es que ésta es una opción que cada vez más gente está poniendo en práctica.

Las operaciones de renting se han puesto de moda, cada vez más en nuestro país. Y aunque en otras partes, como por ejemplo los países anglosajones y del norte de Europa tienen mucho más extendida esta costumbre, en España, cada vez más se están aprovechando de las ventajas que se disfrutan al obtener un coche por renting.

El renting para particulares puede ser ya más económico que la compra directa o financiada del vehículo. Sin embargo, al igual que las tarifas de los vuelos o de los hoteles, las tarifas de alquiler de coches pueden ser relativamente opacas, y puede ser difícil entender reglas y los trucos para ahorrar dinero.

Mientras que calcular y predecir las tarifas de alquiler de coches puede ser difícil, todavía hay algunas maneras fáciles de ahorrar dinero sin tener que hacer ajustes importantes a sus planes de viaje.

Porque ahora, el renting pasa a los particulares ya que esta era una operación que durante años se acotaba a las empresas. Esta fórmula tiene grandes ventajas para el usuario, pero también inconvenientes que conviene resaltar.

Por qué puede resultar interesante el renting para particulares

En el renting para particulares se trata de pagar una cuota mensual por el vehículo y los servicios. A partir de ahí dependerá de la compañía de renting que elijas para tener que abonar una u otra cuota.

La comodidad y tranquilidad que te ofrecen este tipo de operaciones es su principal ventaja. No tendrás que hacerte casrgo de toda la burocracia asociada a la adquisición de un vehículo. No tendrás que abonar los Impuestos de matriculación ni de circulación, tampoco contratar el seguro, etc. Además, en caso de percance, la compañía arrendadora/marca se hará cargo de todo lo que puedas necesitar como la gestión con el taller o si necesitas un coche de sustitución, por ejemplo.

Esto te ofrece la posibilidad de cambiar de vehículo cada pocos años. Normalmente suele ser la empresa de renting quien se hace cargo del vehículo una vez finalizado el contrato, y te ofrecerá la oportunidad de renovar tu contrato, pero con un vehículo mejor y más nuevo.

Flota vehículos renault

Aspectos a tener muy en cuenta del el renting para particulares

Una de las desventajas (según cómo de arraigado tengas el sentimiento de la propiedad) del renting para particulares es que el vehículo no es de tu propiedad. Sólo podrás quedártelo si, al final del contrato, abonas un valor residual pactado de antemano. Y en algunos casos, las empresas de renting no ofrecen esta opción, con lo que tendrás que preguntarlo al principio de la negociación para tenerlo bien claro.

En principio, no podrás cancelar el contrato. Y si lo haces, tendrás que abonar una penalización económica por cancelación anticipada. En algunos casos, también existe penalización al sobrepasar el kilometraje pactado.

También debes tener en cuenta que no podrás modificar el coche (desde instalar otra radio a tintar las lunas por ejemplo). Cualquier modificación deberá ser aceptada previamente por la empresa; además, deberá llevarse a cabo en el taller que ellos elijan.

Las reparaciones que necesite el vehículo sólo podrás hacerlas en los talleres (oficiales o concertados) con los que la empresa haya firmado acuerdos. Te ofrecerán cita en el taller concertado más cercano a tu domicilio.

El renting es una forma de acceso al uso de un vehículo (tanto comercial como turismo), para la que es necesario firmar un contrato de cesión a largo plazo. De esta forma, un particular o una empresa "alquila", durante un periodo determinado de tiempo (lo más normal hoy en día es que sea durante tres o cuatro años), a cambio de una cuota mensual fija que se establece en el momento de la firma del contrato. Su importe se calcula en función de distintos factores, entre los que se encuentran el número de kilómetros que se tenga previsto circular, del coche elegido o de los servicios asociados que desees contratar en ese momento.

Se trata de una fórmula que, a lo largo de los últimos años, ha experimentado un gran crecimiento en España, hasta el 20,48% respecto al año anterior. ¿El motivo? El crecimiento económico español, que hace que multitud de empresas (que hasta ahora eran el principal cliente del renting) puedan llevar a cabo una inversión fija durante, habitualmente, cuatro años. Sin embargo, en los últimos años, hemos asistido a un resurgimiento del renting para particulares.

Por eso el renting es una operación con muchas ventajas para el consumidor. Si estás pensando en comprar un coche, antes deberías de estudiar las ventajas que obtendrás con esta operación.

Revisa las variables que te hemos comentado y, si es tu caso, no lo dudes, y lánzate a por el coche de tus sueños con el renting.