BMW Serie 5

Formas extraordinarias

70.393,75€
Precio medio

8.214,70€
Ahorro ValueCar

  • Equilibrio entre comodidad y deportividad
  • Alto equipamiento de seguridad
  • Conducción efectiva y dinámica
  • Buenos acabados
  • Precio que tienen algunas de las opciones más interesantes
  • Amplitud de las plazas traseras
  • Maletero no tan capaz como podríamos esperar

El segmento E tiene en la Serie 5 uno de sus principales representantes. Estamos ante la séptima generación de un modelo que actualmente tiene unas dimensiones de 4,93 metros, 1,86 metros de anchura y 1,46 de altura. Un tamaño considerable de un vehículo que tiene como competencia a la Clase E de Mercedes o el Audi A6, entre otros.

  • 50.350,00€ - 136.600,00€ Rango de precios

  • 10.070,00€ - 27.320,00€Ahorro medio por oferta

  • 10.5 l/100Km. Consumo medio

Solicita tus presupuestos
Ahorra una media de 8.214,70€

Interior BMW Serie 5

Interior espacioso y detallado

Diseño exterior

En lo estético el BMW Serie 5 es conservador. Su frontal está presidido por la clásica parrilla dividida y en forma de doble riñón, así como unos elegantes grupos ópticos que cuentan con tecnología LED y que pueden ser adaptativos de forma opcional.

La armonía del conjunto es destacable. En su perfil destaca la curva Hoffmeister, sello de la casa bávara. En la línea de la cintura, justo debajo de las ventanillas, se unen con unos atractivos pilotos traseros. Si vamos a la zaga, los cambios son más sutiles si los comparamos con la anterior generación.

Diseño interior

En su interior, la Serie 5 nos proporciona una habitabilidad no demasiado común en otros coches. Buena calidad de acabados, sin duda, con un diseño del salpicadero típico de BMW, donde las líneas horizontales son protagonistas, combinadas con inserciones en madera y demás materiales nobles, la iluminación interior está disponible en varios tonos, lo que, unido a la comodidad de unos asientos bien realizados, hacen que estemos hablando de un habitáculo de calidad.

Si vamos a las plazas traseras, quizá esto es mejorable, pues el tamaño no es tan extraordinario como debería serlo en un vehículo que mide casi 5 metros.

En cuanto a la vida a bordo, es muy confortable, todo ello gracias a los muchos dispositivos de seguridad y ayudas a la conducción. En maletero siempre es importante y más en una berlina de este tamaño. Realmente es amplio, pues cuenta con 530 litros, pero no tanto como podríamos esperar de un coche con las dimensiones del BMW Serie 5.

Motorización

Los motores del Serie 5 responden a todas las necesidades que puede tener un conductor de este segmento, tanto en díésel como en gasolina, con unas potencias que van de los 190 hasta los 462 caballos.  Existe incluso una versión híbrida enchufable.

Motores de gasolina

El primer lugar está el 530 i con un motor de 4 cilindros y dos litros turbo de 252 caballos. Le sigue el 540i un 6 cilindros en línea de 340 caballos, al que le sigue el 550 i con un V8 TwinPower Turbo y 462 caballos.

Motores diésel

En este apartado el Serie 5 tiene dos opciones. El primero es el 520 d con 2 litros turbodiésel y 4 cilindros que rinde 190 caballos. Le sigue el 530 d que cuenta con un propulsor de 6 cilindros en línea de 3 litros y 265 caballos. Después está una versión de lo más efectiva denominada Efficient Dynamics, con algunos ajustes en la aerodinámica y otros aspectos mecánicos del coche para conseguir consumos más bajos.

Motores híbridos

Destaca por su mecánica híbrida, que además es enchufable. Es el 530 e iPerformance, el cual monta un motor gasolina y otro eléctrico que juntos llegan a desarrollar 252 caballos.

Comportamiento

El Serie 5 tiene cuatro modos de conducción diferentes: Adaptive, Eco Pro, Confort y Sport, según cómo queramos llevar el Serie 5. Debemos saber que estos modos de conducción afectan a varios parámetros, caso de la respuesta del motor, el cambio, cuando es automático, a la suspensión, la dirección e incluso al aspecto que tiene la instrumentación.

En el caso de cuando la suspensión es pilotada, destaca la posibilidad que da la suspensión EDC, que permite calibrar la amortiguación según las condiciones de la vía en las que nos encontremos.

El primer modo de conducción, el Adaptative, lo que hace es adaptarse a la forma de conducción de cada conductor. La Eco Pro se ha pensado para buscar un gran ahorro de combustible y proporciona una mayor resistencia al pedal. En el caso del modo Confort, las suspensiones están ajustadas para poder absorber cualquier clase de irregularidad del terreno y dar un alto grado de comodidad a sus ocupantes, perfecto para largos viajes.

En el caso del modo Sport, las suspensiones son más duras, así como la dirección. El sonido del motor transmite más emociones y responde de forma más contundente. Con esta opción el Serie 5 pasa de berlina cómoda a un coche de lo más dinámico.

Con independencia del modo de conducción que se elija, el Serie 4 tiene un comportamiento con tintes deportivos, por un chasis extraordinario, que ha sido fabricado en buena parte en aluminio. Además, ayuda la fantástica respuesta de los motores y un excelente trabajo de las suspensiones.

En su interior, la Serie 5 nos proporciona una habitabilidad no demasiado común en otros coches. Buena calidad de acabados, sin duda, con un diseño del salpicadero típico de BMW, donde las líneas horizontales son protagonistas, combinadas con inserciones en madera y demás materiales nobles, la iluminación interior está disponible en varios tonos, lo que, unido a la comodidad de unos asientos bien realizados, hacen que estemos hablando de un habitáculo de calidad

Lateral BMW Serie 5

Toda la tecnología necesaria

Seguridad

Todos estamos de acuerdo en que la seguridad es importante y en este sentido, el Serie 5 tiene un gran despliegue en cuanto a ayudas a la conducción. Eso sí, muchas de ellas son opcionales, pudiendo destacar su control de crucero activo, capaz de adaptarse a la velocidad de los coches precedentes, el sistema de mantenimiento de carril, capaz de actuar a partir de los 70 km/h y por debajo de 30 km/h en momentos en los que haya alta intensidad de tráfico para que el coche pueda circular por sí mismo.

Posee también un sistema para reconocer las señales, el cual nos indica si se puede o no adelantar, la velocidad máxima que debemos llevar o la que vamos a encontrar más adelante en nuestro viaje. No falta el sistema de aparcamiento automático, control de ángulo muerto, detector de movimientos en marcha atrás, prevención de colisión, sistema de visión nocturna, etc.

Debemos destacar como gadgets mas curiosos, su cámara frontal de gran angular, que se sitúa en el centro de la doble parrilla, la cual ofrece al conductor gran información de lo que ocurre fuera, caso de las salidas estrechas en un garaje, pudiendo saber si se aproxima un peatón o un coche con que asomemos el morro de nuestro vehículo. Todo este equipamiento ha hecho que el modelo bávaro obtenga 5 estrellas en las pruebas de seguridad Euro Ncap.

Equipamiento

En este sentido es muy personalizable. Estamos ante un modelo que tiene mucho equipamiento, pero donde un buen porcentaje es opcional y a precio bastante alto. De todas formas, partimos de la base de dos niveles de equipamiento como el Sport y el Luxury. Después está el Pack M si queremos darle una estética aún más deportiva.

Como opciones de equipamiento, además de todos los sistemas de ayuda a la conducción de los que hablábamos antes, se encuentra la llave con forma de Smartphone con la que se puede controlar el coche desde fuera con control remoto, algo de lo más adecuado si queremos aparcar el coche en zonas que sean de difícil acceso o estrechas.

Destaca también el navegador profesional con funciones como el Connected Drive, que da acceso a varias aplicaciones que nos van informando del tráfico en tiempo real, la meteorología o la ayuda de BMW Assistance en caso de que la necesitemos porque haya ocurrido alguna clase de percance.

SPORT

Cuenta con elementos estéticos en negro brillante, con el añadido de llanta de 18 pulgadas de aluminio bicolor, molduras en el interior en aluminio, asientos deportivos con tapicería mixta de tela y cuero o volante deportivo.

LUXURY

Su imagen es de mayor elegancia con superficies cromadas en su frontal y en los marcos de las ventanillas, se suman unas llantas de 18 pulgadas con diseño específico, así como inserciones de madera en su interior o tapicería de cuero.

Todos estamos de acuerdo en que la seguridad es importante y en este sentido, el Serie 5 tiene un gran despliegue en cuanto a ayudas a la conducción

Opinión BMW Serie 5

Comentario ValueCar

BMW sabe que su Serie 5 es importante y por ello la cuida como es debido. Es un coche muy bien realizado, donde el equipamiento es abundante, aunque una buena parte de él es ofertado en configuración opcional y a precio alto.

A pesar de eso, los dos acabados base, Sport y Luxury están francamente bien. Quizá debería contar con algo más de espacio en las plazas traseras o un maletero más capaz, pero tampoco son aspectos que sean tan negativos como para plantearse su compra. Simplemente podrían ser un coche más amplio en esos aspectos.

Todo esto se olvida cuando vemos los fantásticos motores con los que cuenta toda la gama, el comportamiento intachable o lo poco que consumen muchas de sus motorizaciones. BMW es una marca señera del automóvil y el Serie 5 uno de los mejores modelos de la marca, por lo que estamos ante un nivel muy alto.

Así que ya sabes, si estás valorando comparte un vehículo de este segmento y te gusta que además de confortable, una berlina de este tamaño tenga un comportamiento dinámico incontestable, quizás estás ante el coche perfecto.